Automedicarse: riesgos y consecuencias

 

 

 

Automedicarse significa adquirir y tomar medicamentos sin receta y sin el consejo del médico. En la mayoría de los casos, se suele recurrir a ella para tratar pequeñas dolencias como resfriados, dolores de cabeza o trastornos digestivos. Se calcula que más del 30 % de la población se automedica, con el consiguiente riesgo de sufrir efectos adversos o no deseados.

La automedicación consiste en obtener un medicamento sin receta médica o en usar un medicamento ya recetado con anterioridad para tratar una nueva afección similar. Tal y como aclara la Sociedad Española de Medicina de Familia y Comunitaria (semFYC), hablamos de automedicación irresponsable cuando tomamos un fármaco por iniciativa propia o por consejo de otra persona, sin consultar con el médico. El dolor, la fiebre, la tos y los problemas gastrointestinales son los síntomas que dan lugar con mayor frecuencia a la automedicación, según un estudio publicado en Elseiver. Y los medicamentos que más se suelen utilizar son los antisépticos, los antigripales, los analgésicos (como el ibuprofeno y el paracetamol), los digestivos, los laxantes y los antiácidos. Blog quiniela

 

Tomar medicamentos de forma segura significa conocer aspectos como cuál es la dosis correcta, el momento adecuado de tomarlos, la manera y la frecuencia. En este sentido, la Administración de Alimentos y Medicamentos estadounidense (FDA) reconoce que no tomar un medicamento según lo prescrito por un médico puede empeorar la situación. Y lo puede hacer sobre todo en tres grupos de personas: embarazadas, niños y ancianos. Algunos de los principales riesgos de la automedicación son:

 

Pese a todo, la Organización Mundial de la Salud (OMS) establece que la automedicación puede ser adecuada en el caso de síntomas de naturaleza autolimitada (en unos días suelen desaparecer) y que, por sus particularidades, se pueden diagnosticar fácilmente.

 

Los errores en el consumo de medicamentos son habituales. Para hacer un buen uso, ofrecemos algunos consejos:

A pesar de que algunos de los fármacos más utilizados para automedicarse son seguros y se venden sin receta, no es conveniente tomarlos sin consultar antes con el especialista. Habla con tu médico. Evitarás riesgos.

Fuentes:

Automedicarse: riesgos y consecuencias

Automedicarse: riesgos y consecuencias

Automedicarse significa adquirir y tomar medicamentos sin receta y sin el consejo del médico. En la mayoría de los casos, se suele recurrir a ella para trata

ciclismo

es

https://forocarreteros.com/static/images/ciclismo-automedicarse-riesgos-y-consecuencias-1591-0.jpg

2024-03-08

 

Automedicarse: riesgos y consecuencias
Automedicarse: riesgos y consecuencias

Si crees que alguno de los contenidos (texto, imagenes o multimedia) en esta página infringe tus derechos relativos a propiedad intelectual, marcas registradas o cualquier otro de tus derechos, por favor ponte en contacto con nosotros en el mail [email protected] y retiraremos este contenido inmediatamente

 

 

Top 20